El poder del lenguaje

Los negocios confiables se hacen cargo de las consecuencias de sus conversaciones. Por eso aspiran a ser maestros del lenguaje. Tienen claro que si no hay confianza, surgen los resguardos, los seguros y los costos de supervisión.

Según el psicólogo norteamericano, William James, “aquello a lo que atendemos se convierte en nuestra realidad y aquello a lo que no, acaba desapareciendo poco a poco”. Si a usted sólo le llaman la atención los aspectos negativos de una persona, pronto la verá llena de defectos. Sus cualidades se habrán desvanecido.

Imagine ahora que está frente a esta situación. Un jefe le pide a uno de sus maestros que “corte la tabla por la mitad”. Este la trae cortada a lo ancho y luego el supervisor se molesta porque, para él, “la mitad” era un corte a “lo largo”.

Estas tres referencias resaltan cómo el lenguaje afecta nuestras relaciones y lo fundamental que son las conversaciones en el tipo de convivir que establecemos. Un negociador ajeno a esto y que no tiene maestría en el ámbito lingüístico difícilmente será capaz de lograr relaciones duraderas, confianza entre las partes, acuerdos satisfactorios, en fin.
Fuente: Trabajando.com

Artículo anteriorEl lenguaje en las negociaciones
Artículo siguienteTodas las palabras son mágicas
Somos una consultora especializada en servicios y desarrollo del potencial humano. Promovemos la evolución de talentos y organizaciones facilitando su desarrollo y transformación. Abordamos este proceso desde una mirada creativa, estratégica e integral.
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here